Emociones

El poder de hacer el bien

Human lady hands holding golden heart

Se ha demostrado que una de las actividades que hace más bien a la gente es el de la generosidad: diversos estudios han demostrar que entre poseer algo o regalarlo a los que aman, las personas eligen la segunda alternativa. Y es que no hay nada que nos haga tanto bien como hacer el bien.

El hacer el bien (el regalar, el donar, el sanar, el curar, el cuidar a los otros) tiene efectos muy benévolos sobre cada uno de nosotros, y podemos decir sin lugar a equivocarnos, que de esos actos proviene nuestra mayor fortaleza.

¿Por qué nos hace bien hacer el bien?

Al hacer el bien por los demás, al asistirlos, al prodigarles lo que necesitan, en una primera instancia llevamos a la acción las ideas. Hacemos lo que los grandes hombres de negocios, y llevamos adelante soluciones para problemas urgentes. Con ello, nos demostramos a nosotros mismos que podemos cambiar las cosas, que nuestros esfuerzos tiene un sentido, que podemos hacer la diferencia. Es decir: que somos personas de valía.

En segunda instancia, al hacer el bien por los demás centramos nuestra mirada en los aspectos positivos, en la forma de crear un mundo mejor, en los pasos necesarios no sólo para ayudar a los demás, sino en los que se necesitan para ser una mejor persona.

No exageran aquellos que afirman que al hacer el bien, nos hacemos un bien mayor a nosotros mismos.

Que el bien sea tu prioridad. Al fin y al cabo, se trata de la economía del amor.

 

  • Pingback: Horóscopo de mayo | Blog Horóscopos