Emociones

Demuestra tu valía: sé más cálido

Burning candle

En los cursos de desarrollo personal se nos insiste en que debemos  tener una actitud propositiva e incluso agresiva para despertar el respeto en los demás y demostrar que somos personas capaces y con don de mando. Sin embargo, se olvidas que en la dirección de grupos y de personas hay algo que tiene más valor: ser cálido.

La importancia de ser cálido

Ser cálido te acerca instantáneamente a otros. Si te muestras como una persona abierta, franca y amable con los desconocidos, su primera reacción va a ser abrirse de la misma manera hacia ti. Es la forma más inmediata de establecer una conexión verdadera con los demás.

Ser cálido abre a los demás  a escuchar tus ideas. La calidez que demuestras a los demás es una herramienta que te permite mostrar con mayor influencia tus ideas. Solemos prestar mayor atención y ser más influenciables por las ideas de las personas que nos gustan.

Ser cálido aumenta tu influencia. Si te muestras cálido con una persona será más receptivo a adoptar tu punto de vista, ideas e iniciativas. La calidez te hace, de una manera natural, una persona con mayor influencia sobre los demás.

Se cálido y aumentarás tus círculos de influencia. Si te sientes aislado en el trabajo o en tu vecindario, de ser cálido en el trato con los demás, aumentarás rápidamente las personas que conoces, en número y en calidad de las relaciones.

Se cálido y el romance no te faltará. He ahí una gran razón de peso para serlo.