Rituales y Hechizos

Cómo realizar un viaje astral: Condición B

Healing hand with reiki lines

La realización de un viaje astral (salir del propio cuerpo mediante un ejercicio de la consciencia) es algo posible, pero que requiere de un método y del uso de técnicas de control mental. Lo primero es entrar en trance, después acceder a la Condición A. El siguiente paso: llegar a la Condición B.

Una vez que se ha llegado a la Condición A, hay que esmerarse en llevar al cuerpo a ese estado de Limbo en el que hemos dejado a la mente. Para ello, hay que dejar que ese comtrol se extienda a todos los puntos del cuerpo. Hay que empezar por evitar pensamientos sobre el cuerpo, y luego dejar que ese desconocimiento del cuerpo lo vaya desconectando. Esta sensación es parecida a la fatiga y al sueño que nos inunda cuando nos vamos a dormir en ese estado.

Hay que experimentar este desvanecimiento del cuerpo: primero de las extremidades, y después del tronco hacia la cabeza. Esta desconexión del cuerpo recibe el nombre de Condición B.

Aunque parece un acto muy sencillo, la Condición B es el acto más importante para la realización del viaje astral: implica nuestra desconexión de nuestra entorno íntimo, la liberación de la mente de las redes del cuerpo, y la salida de nuestra consciencia hacia un nuevo estado.

Una vez que se ha accedido a la Condición B, hay que esmerarse en la parte más importante para el viaje astral. Esto es, sentir la energía que fluye de nuestra mente y consciencia. La energía que subsiste en nosotros sin nuestro cuerpo.