Rituales y Hechizos

Cómo crear un círculo mágico

Fire ring

La magia nos permite diferentes formas de protección. La más habitual de ellas son los círculos de protección. La idea de estas barreras es que no se vean atravesadas por nadie, y muchos menos por las personas que podrían provocarnos algún daño. Realizarnos es muy sencillo, y vienen bien para épocas difíciles como la que vivimos, pues también frenan el avance de fuerzas negativas, enfermedad o calamidades.

¿Qué es lo que tengo que hacer para construir un círculo mágico?

Sólo tienes que trazar un círculo en el piso a tu alrededor. Con eso bastará para proteger a tu hogar y a los que amas. Dentro del círculo debes colocar elementos que remitan a cada uno de los 4 elementos: Agua, Aire, Fuego y Agua. Puede tratarse de algo meramente simbólico: una maceta puede ser la Tierra, y un vaso de agua el Agua. Una vez hecho debes decir la siguiente oración, en voz alta, y de pie al centro del círculo:

Los convoco a bendecir este círculo:

Viento, Fuego, Aire, Agua.

En el nombre de los antiguos Espíritus,

Les llamo a mi Círculo para que lo bendigan e iluminen.

El Fuego no deje pasar mal alguno,

El Agua no deje pasar mal alguno.

El Aire no deje pasar mal alguno,

Y la Tierra no deje pasar mal alguno.

El Círculo sea mi Fortaleza y mi Fuerza,

Y amparo de todos y todo lo que amo.

Así lo proclamo, así lo pido.